2005-12-03

Reseña : A punta de espada (Ellen Kushner) Val : 875

Número 34 del la colección Bibliópolis fantástica y con un total de 280 páginas nos encontramos con una novela larga y dos historias pequeñas que complementan si cabe la novela principal que da nombre al libro. Es un libro, para quien guste de obras como las amistades peligrosas, donde el uso del amor y las pasiones más bajas como medio de manipulación de la gente son recursos utilizados por los personajes del libro para sus intrigas de amor, poder y honor. En un ciudad sin nombre una aristocracia parecida a la del siglo XVIII rige las disputas del honor a través de un código que obliga ha enfrentamientos a muerte con espada entre personas pero con la salvedad que se pueden usar profesionales espadachines para retar y combatir en nombre de uno. Richard de Vier, el protagonista espadachín, es el mejor espadachín del momento y el más famoso, todo el mundo lo quiere utilizar para eliminar enemigos pero De Vier se rige por un código propio a la hora de aceptar los encargos o negarse a ellos. Lo que irrita a un noble influyente y lo convierte en instrumento y objeto de sus intrigas.
El libro es rico en matices y requiere estar muy atento a detalles, a dobles sentidos y a leer entrelíneas. La portada es memorable y viene con una recomendación de George R.R. Martin y eso ya le da una publicidad inmejorable. El libro esta francamente bien aunque decepcionará a quien influenciado por la portada y el titulo espere encontrar una exaltación de los combates de espadas que aunque están presentes no son lo más relevante de la novela; donde la escritora dedica más esfuerzos es en gestar una historia plausible, donde cada personaje, milimétricamente delineado, va adquiriendo personalidad a medida que se lee la novela, hasta el punto de que sus reacciones son totalmente coherentes con sus motivaciones y son fiel reflejo de su psicología y esa sensación de acoplamiento y coherencia le da categoría a la novela. Una novela muy trabajada es literatura con traje de fantasía que obtiene altas cotas de calidad. Los dos cuentos pequeños que dan colofón al libro: ‘El espadachín cuyo nombre no era Muerte’ y ‘La muerte del Duque’ son pequeñas joyas sobre todo, para mi, La muerte del Duque es, con la ayuda de la primera novela, un ejemplo perfecto de cómo realizar un cuento corto que con la ayuda de la primera novela, de la que se nutre para tener los personajes, consigue realmente tocart la fibra del lector sensible.
Valoración : 875.



Otras reseñas en ECP : La guerra de los mundos, Incordie a Jack Barron, Los tejedores de cabellos.

Technorati Tags : Reseña, Fantasía, Kushner, libros, Bibliopolis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada